Qué ver en Barcelona

Barcelona a día de hoy es la segunda ciudad más grande de España. Junto con las áreas circundantes (como provincia), también es la sexta área urbana más poblada de Europa. En total, viven en él 4,8 millones de personas (de los cuales 1,6 millones en la propia ciudad). Debido a que se encuentra en el mar Mediterráneo, también tiene uno de los puertos marítimos más grandes de Europa.

Se encuentra en el Mar Mediterráneo y es un destino de millones de turistas cada año. Comúnmente es asociado con un clima cálido, una arquitectura única y al FC Barcelona. Sin embargo, también se trata de un lugar repleto de atracciones imperdibles.

A continuación, compartimos las principales de ellas contigo.

Principales puntos de interés turístico que ver en Barcelona:

1. Sagrada familia

Si alguien regresa a Barcelona después de muchos años, será fácil notar cambios y nuevos elementos en la construcción de la Sagrada Familia. Y es que su construcción comenzó hace más de 130 años y, a día de hoy, continúa en proceso. Los planes más atrevidos asumen que estará finalizada para el año de 2026, fecha que conmemora los 100 años de la muerte de Gaudí.

El ritmo de construcción no es abrumador, el templo se construye exactamente según su diseño, y, curiosamente, desde el principio se construye casi en su totalidad con donaciones de los fieles y venta de entradas.

Antonio Gaudí se hizo cargo de la construcción de la iglesia de Francisco de Paula del Villar y trabajó en ella durante 40 años, cambiando por completo el diseño. De hecho, durante los últimos 15 años de su vida, el arquitecto se dedicó a este proyecto.

Se dice que el templo está construido al estilo del gótico español o del modernismo catalán, aunque la realidad es que cuesta bastante clasificarlo con claridad. El templo cuenta con una larga lista de referencias a la naturaleza: pelícanos, palomas, formas vegetales, etc.

Para evitar hacer una cola de un kilómetro, vale la pena comprar las entradas (a partir de 15 euros) online.

2. Parc Guell

El más mágico de los parques de Barcelona es, por supuesto, el Parc Guell, que no fue diseñado desde un inicio como un parque urbano en absoluto, sino como una ciudad jardín privada para el amigo de Gaudí, Eusebio Guella. En la actualidad, la entrada tiene un precio de 8 euros.

Una vez llegues al Parc Guell, te encontrarás con diversas rutas turísticas. Nosotros te recomendamos 3 en especial, que son:  Plaza de la Naturaleza, Calle de Olot y Sant Josep de la Muntanya.

3. Casa Batllo y Casa Mila

Todo el tablero de ajedrez de calles planas y perpendiculares en el distrito del Eixample está lleno de casas de vecindad modernistas, incluida la Casa Elizalde, que cuenta con un próspero Centro Cultural.

Casi todo el que visita Barcelona, din embargo, entre las casas del Eixample, muchas de las cuales fueron creadas por Gaudí. Aquí, encontrarás las llamativas Casa Batlló, que parece estar decorada con escamas de pescado; o bien, el edificio de piedra Casa Milá.

Por si no lo sabías, las obras de Gaudí se encuentran, sin duda, entre los principales atractivos turísticos de Barcelona.

4. Barrio Gótico

El casco antiguo de Barcelona no es un tejido homogéneo cuya arquitectura o atmósfera se pueda describir en pocas frases. El casco antiguo consta de muchos distritos diferentes, desde el Barri Gotic (en castellano, Barrio Gótico) hasta El Raval, una vez conocida como la zona china, aunque los chinos nunca han vivido en ella.

El punto central del Barrio Gótico real es la plaza y la Catedral de St. Eulalia. Aquí, a la sombra de un monumental templo del siglo XIII, los barceloneses suelen verse para encuentros casuales.

Cabe mencionar que la antigua aristocracia solía vivir en el Barri Gotic; si bien, hoy en día, las autoridades catalanas se encuentran asentadas en el Palacio de Gobierno.

5. Montjuic

La colina de Montjuic se eleva sobre Barcelona. Vale la pena pasar un día entero caminando aquí, ya que además de numerosos parques y jardines, nos encontraremos con el Estadio Olímpico, el Palacio Nacional y el Castillo de Montjuic, que sirvió como una prisión durante la Guerra Civil Española.

También podemos encontrar las famosas fuentes danzantes de la colina de Montjuic. Las cuales se ven excepcionalmente hermosos por la noche, cuando se organiza un espectáculo de luz y sonido. Las fuentes son tan enormes que cada segundo se vierten 2600 litros de agua en tres piscinas. Durante las vacaciones de verano, los espectáculos tienen lugar cada media hora, entre las 21:00 y las 23:00.

6. Parque de la Ciudadela

Barcelona se explora mejor a pie o en bicicleta; ya que cada pocas cuadras, las calles se ven atravesadas por plazas verdes, dando un respiro a los transeúntes. El parque más querido por los barceloneses es el Parc de la Ciutadella, un gran oasis de paz, donde puedes olvidar fácilmente que estás en la ciudad mientras te relajas bajo una palmera o remando en su pequeño lago.

También te encontrarás con una amplia avenida con una hilera de palmeras, abierta por el Arco del Triunfo, que fue la entrada a la Exposición Universal que se realizó en la ciudad en el año de 1888.

7. Museo Pabel Picass y MNAC

En lugar de esperar en las colas de un kilómetro que suelen formarse para entrar a los museos de Barcelona, es mejor comprar las entradas online. Con dicha tarjeta, sin cargo adicional, puedes visitar, entre otros, el Centro de Arte Contemporáneo MACBA; así como la casa de Antonio Gaudí, La Pedrera, además del Museo Nacional de Arte de Cataluña y, por supuesto, el Museo Pablo Picasso; considerado como el museo más visitado de Barcelona.

8. El Camp Nou

Hay para quienes todas las maravillas de Gaudí son poca cosa frente al atractivo que es el Camp Nou. Este estadio, considerado como uno de los más grandes de Europa y del mundo, tiene capacidad para casi 100.000 aficionados.

El FC Barcelona es el anfitrión del Camp Nou; el cual ya no es solo un club, sino una auténtica máquina en la industria del entretenimiento.

Además, el Museo Barca Club, localizado en el mismo estadio, atrae a las mayores multitudes de visitantes. Puedes visitar los vestuarios de los jugadores, caminar por el túnel que conduce al estadio y sentarte un rato en el palco VIP.

Los precios de las visitas turísticas, que incluyen una visita al museo, el estadio y el centro multimedia, comienzan desde los 20 euros.

9. El Born

En el laberinto de callejuelas de El Born, durante el día puedes pasear por la estela de galerías y tiendas de artesanía, por la noche las mejores tapas de la ciudad. Por las tardes, los vecinos suelen ir a tomar algo a alguno de los pubs del Passeig del Born. Por lo que te recomendamos que hagas lo mismo. Se trata de un lugar ideal para transportarse en el tiempo y relajarse. Y claro, para comprar los mejores recuerdos de tu viaje a Barcelona.

10. La Rambla

La Rambla, sin lugar a dudas, es la calle más famosa de Barcelona (aunque hoy en día se encuentra prohibido el paso para los autos, por lo que es perfecta para recorrer, de un extremo a otro, a pie). Se extiende desde la Plaça de Catalunya hasta la zona del Paseo Marítimo. Se trata de una calle muy transitada, popular entre turistas y lugareños. Llena de vida las 24 horas, aquí encontrarás una gran cantidad de tiendas, cafés, bares y los peatones pueden entretenerse con artistas callejeros durante todo el día.

11. El Raval

El término Raval significaba suburbio, y se caracterizaba por ser un lugar pobre pero no apartado, lleno de ladrones, prostitutas y todo tipo de debajo de la estrella oscura. En suma, se trataba del barrio de clase trabajadora, localizado en la zona oeste de la famosa Rambla. Como ocurre en otras ciudades europeas, se decidió subyugar y revitalizar el barrio sombrío sin erradicar el ambiente decadente.

Desde la década de los noventa, cuando se puso bajo el microscopio El Raval, comenzó a llenarse de pubs, galerías de arte y tiendas de moda. Además, la construcción del MACBA, el Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona, desencadenó un cambio aún más importante en el distrito.

Justo al lado, en el edificio histórico del antiguo orfanato Casa de Caritas, se creó el CCCB – Centro Cultural Contemporáneo de Barcelona. Además de exposiciones, aquí se organizan conciertos, actuaciones y otros eventos culturales.

12. Casa Vicenas

El primer gran proyecto de Gaudí fue la Casa Vicens. Para poder conocerla, tienes que dirigierte hasta el barrio de Gracia. Sin embargo, el edificio lleno de azulejos de cerámica solo se puede admirar desde el exterior, porque la casa todavía está en manos privadas hasta el día de hoy. No obstante, podemos decir que vale la pena admirarla y sacar una fotografía.

13. El restaurante con la paella más deliciosa

Aunque es de Valencia, la paella reina en las mesas del Barcelona. Se trata de un plato elaborado con arroz hervido y frito, generalmente con mariscos, y que, tradicionalmente, se sirve siempre en una sartén de metal con dos asas. Puedes probarlo en casi cada pub de la ciudad, pero el «mejor», sin duda, se sirve en el icónico restaurante Rey de la Gamba. Sin duda, un lugar perfecto para disfrutar de lo mejor de la gastronomía de la región. Y si no te agrada la paella, no te preocupes, porque igualmente cuentas con una larga lista de opciones en el menú.

14. Disfruta de las playas de Barcelona

La playa más popular de Barcelona es la Barceloneta, ubicada en la antigua zona portuaria del mismo nombre, a 15 minutos a pie de La Rambla. También es la playa más grande (más de un kilómetro de largo) y más antigua de la ciudad.

Caminando por el amplio bulevar de la costa se encuentra Nova Icaria, donde a las familias con niños les gusta descansar, y 400 m más lejos hasta la vecina Bogatell, que tiene la distinción como la playa más segura de Barcelona y es visitada especialmente por jóvenes.

15. Parc de Laberint

Este es considerado como el parque más antiguo de Barcelona. No se encuentra en la zona de los principales atractivos, por lo que no es muy popular, pero para los turistas que van allí se convierte en un auténtico tesoro a cielo abierto. El Parc Laberint o Parque del Laberinto se fundó en año de 1791, y consta de diversas partes neoclásicas y románticas.

La principal atracción del parque y que le da su nombre es un gran laberinto. En su centro hay una estatua de Eros, el dios del amor. Cabe señalar que este parque fue muy popular entre la élite de Cataluña en el siglo XIX y principios del siglo XX.

16. Catedral gótica

Esta mezcla de arquitectura gótica y románica se levanta en el centro histórico de la ciudad. El ticket de acceso cuesta 5 euros e incluye el acceso a la terraza, desde donde se puede ver el panorama de la ciudad. O puedes visitarlo gratis por la mañana, hasta el mediodía o por la noche, después de las 17:00 hrs. Si te encuentras con personas con sombrillas de colores frente a la catedral, hay grupos guiados gratuitos y puedes unirte con confianza.

17. Museo Picasso

También ubicado en el casco antiguo de la ciudad, el museo tiene lugar dentro de cuatro palacios medievales, con un jardín interior común. La entrada cuesta 11 euros e incluye la colección de obras de arte de Pablo Picasso, más el acceso a exposiciones temporales. El acceso se reduce a 6 euros si tienes hasta 25 años o gratis los jueves de 18:00 a 19:00 para todos.

18. Tibidabo

No es el lugar más accesible de la ciudad, pero vale la pena visitarlo durante al menos medio día. Aquí disfrutarás del más hermoso atardecer y a la altura del cerro encontrarás un súper parque de diversiones. Por lo que se trata de uno de los mejores lugares para visitar con los más pequeños de la familia, que seguro pasarán un buen rato.

La entrada al parque de atracciones cuesta casi 30 euros para adultos y 10 euros para niños.

19. El Palacio de la Música Catalana

¿Vas a lugares culturales como el teatro o la ópera durante las vacaciones? Si este es tu caso, te recomendamos una visita al Palacio de la Música Catalana. El palacio en sí es deslumbrante con su decoración, y el costo para ingresar a este tipo espectáculos no es mucho mayor que el de un recorrido tradicional por el Palau.

20. La Boqueria

La Boquería se caracteriza por contar con mucha comida y una gran diversidad de colores. Si acostumbras viajas, entonces seguro sabes que sitios como este muestran a la perfección el ambiente de una ciudad determinada.

Siempre puedes ver el color local en ellos, ya sea que la gente esté regateando, haciendo una cola cortésmente o, simplemente, realizando las compras de costumbre. Si esto es algo que disfrutas, entonces no puedes perderte una visita a La Boqueria. Además, las visitas a la feria tienen un plus innegable más, son gratuitas.

21. Bunkers del Carmel

Se trata de uno de los más hermosos miradores de Barcelona. Los búnkeres son un vestigio de un antiguo sitio defensivo en la capital catalana, si bien hoy juegan un papel diferente: son un lugar de encuentro para los residentes y un mirador ideal para los turistas. Para muchos lugareños y turistas, se trata del su lugar favorito en Barcelona.

Algo que no debe sorprendernos, ya que se encuentran cerca de la ciudad y la vista desde ellos es, simplemente, impresionante. Aquí, tienes la opción de dar un agradable paseo, tomar un poco de vino, un bocadillo y tomar las mejores fotos del paisaje citadino de Barcelona.

Además, merece la pena combinar un viaje a los Bunkers con una visita al Park Güell. Ambas atracciones están relativamente cerca una de la otra.

22. Arc de Triomf

No sólo existe el Arco del Triunfo en París, y uno de los más famosos se encuentra en Barcelona.

No solo la forma de la estructura se asemeja al arco que podemos apreciar en la capital de Francia. El arco es un símbolo de la Exposición Universal de Barcelona  (era la puerta de entrada), al igual que la Torre Eiffel de París. Puedes verlo desde lejos, cuando recién te vas a cercando al sitio en el que te encuentras. Además, este edificio de ladrillo alberga los escudos de 49 provincias españolas y el escudo de armas de España.

23. La Plaza Real

La Plaza Real es el sitio perfecto para descansar después de un día completo de caminata por Barcelona. Aquí, podemos encontrar muchos cafés donde comer un delicioso bocadillo, o tomar un buen café. La plaza está decorada con una fuente central y linternas diseñadas por Gaudí.

Como hemos dicho, uno de los mejores sitios para descansar y reponer energías en nuestra visita a Barcelona.

24. Mirador de Colón

El Mirador de Colón, también conocido como Monumento a Colón, es un conjunto escultórico que se localiza en la Plaza del Portal de la Paz. Fue erigido a finales del siglo XIX, y como su nombre lo dice, fue un homenaje a Cristóbal Colón.

Si estás pensando en hacer una caminata por La Rambla, fácilmente puedes complementar con una visita al Mirador de Colón; ya que se localiza justo a un costado.

25. Museo Marítimo

Este es un museo que describe los casi 700 años de historia del transporte marítimo de Barcelona. Fue fundado en el año de 1929, y fácilmente podrías dedicarle varias horas al descubrir todo lo que tiene para ofrecernos.

Entre las diversas colecciones que podremos apreciar, nos encontramos con colecciones de pintura marítima, cartas marítimas, mascarones, instrumentos náuticos, modelos de barcos a escala y algunos en tamaño real, exvotos, entre otras.

Además, uno de los principales atractivos es el de la Galera Real de Juan de Austria, que se encuentra en escala real, galera que fue utilizada en la famosa Batalla de Lepanto.

26. Port Vell

Port Vell, en castellano, significa Puerto Viejo. Aquí podremos encontrar diversos atractivos y cosas por hacer. Por ejemplo, si has pasado buena parte del día disfrutando de otros de los atractivos turísticos de Barcelona, puedes disfrutar aquí de un plato tradicional en alguno de sus muchos restaurantes, de una refrescante cerveza, o bien, adquirir el mejor recuerdo de tu viaje a la ciudad, en alguna de sus muchas tiendas.

Además, en Port Vell se encuentra el Aquarium de Barcelona, uno de los más hermosos de Europa y que sin duda vale la pena visitar si estamos realizando un viaje en familia o, simplemente, si somos amantes de los animales marinos.

27. Palacio Real de los Condes de Barcelona

Se trata de una edificación que data de los siglos XIV-XV. Se sabe que los Reyes de la Corona de Aragón y los Condes de Barcelona tuvieron aquí su principal residencia. La cual se caracteriza por un hermoso estilo gótico. Se trataba del palacio de mayor importancia en la ciudad, y era el sitio designado en donde se recibía a mandatarios de otros países.

Sin embargo, a partir del siglo XV su relevancia comenzó a ser cada vez menor. Por lo que simplemente se convirtió en una residencia esporádica, quedando abandonado casi por completo.

Después de reestablecerse, hoy en día se emplea para dar visitas guiadas, como galería y museo; además de que aquí se encuentra el Archivo de la Corona de Aragón.

28. Capilla de St. Agatha

Esta capilla se localiza a un costado del Palacio Real Mayor; y se construyó a principios del siglo XIV, siendo uno de los monumentos religiosos más antiguos de la ciudad.

En su interior, se localiza un retablo de gran belleza, el cual representa al Condestable Jaume Huguet.

Esta capilla también se conoce como Capilla Real, y se incluye dentro de los edificios del Palacio Real Mayor. Por lo que te recomendamos una visita al resto de los edificios y jardines de la zona.

29. Hospital de la Santa Creu y Sant Pau

Este edificio fue obra del arquitecto Lluís Domènech i Montaner. Simplemente es un edificio con una belleza única, que además, cuenta con una amplia plaza en su parte frontal, por donde podremos caminar o degustar de un delicioso helado.

Fue declarado como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en el año 1997. Si eres un amante de la fotografía y/o de la arquitectura, entonces deberías incluir este atractivo en tu itinerario por Barcelona.

30. Gran Teatre del Liceu

Se trata de un hermoso teatro de ópera, considerado, en la actualidad, como uno de los teatros musicales más importantes de España, Europa y el mundo. Aún hoy en día tiene una importante rivalidad con el Teatro Principal.

Es considerado, además, como el teatro más antiguo y de mayor importancia de toda Cataluña. Sobre todo, se destaca por sus representaciones de ópera, que ha sido escenario de cerca de 2000 obras.

Consejos para visitar Barcelona

  1. Sí, Barcelona se encuentra en España, pero no es lo mismo. Cataluña cuenta con su propia cultura, por lo que sus habitantes cuentan con una identidad en particular. Así, por ejemplo, si le dices a un catalán que es un español, podrías llegar ofenderlo. Por ello, te recomendamos que no lo hagas, y lo mismo aplica para temas sensibles, como la posible independencia de Cataluña. Y, si te es posible, aprende algunas palabras en Catalán, esto te ayudará a integrarte de mejor manera con los locales.
  2. En el caso de que desees salir por la noche y disfrutar de los atractivos locales, lo mejor es que te mantengas lejos de la playa. Ya que es en este sitio en donde te encontrás con los sitios más caros, pues están enfocados para el turismo internacional.
  3. No importa a dónde, en Barcelona no tienes que pagar precio de entrada para salir de fiesta. Por ejemplo, en los sitios web de muchos bares y clubes tienes la opción de hacer una reservación, con lo que podrás entrar de forma gratuita antes de una hora. También tienes la opción de buscar a alguno de los muchos promotores que permiten entrar sin costo alguno a muchos de los clubes más importantes.
  4. Nuestro último consejos es: no comas en la zona de las Ramblas. Se trata de otra de esas zonas dedicadas al turismo extranjero, por lo que los precios serán realmente elvados y, hay que decirlo, la relación calidad y precio no es la mejor que nos podemos encontrar en la ciudad. Pasa de este sitio.

¿Dónde comer en Barcelona?

Can Majó: Este es un restaurante con mucho encanto, situado justo en la zona de la playa. De hecho, se ha incluido en la guía Michelin. Es el lugar perfecto para una cena romántica al atardecer. Can Majó es famoso por su delicioso pescado fresco, paella única y croquetas crujientes. Recomendamos especialmente la paella, un plato que consiste en pollo o conejo. La paella se come en el recipiente en el que se preparó. Podemos encontrar alimentos desde los 15 euros. Dirección: Emília Llorca Martín, 23, 08003 Barcelona

Mont Bar:  ¿Prefieres lugares más elegantes? ¿Quieres saborear el lujo y llevar a tu pareja a una cena inolvidable? Entonces Mont Bar es el restaurante para ti. Cuando se trata de precios, definitivamente se encuentra un esalcón más alto. En cuanto al sabor, también. ¿Te apetecen las tapas o el marisco en una versión sofisticada? Entonces, Mont Bar es para ti. Los platos comienzan desde los 30 euros. Dirección: Carrer de la Diputació, 220, 08011 Barcelona

Spoonik:  Es difícil encontrar asientos aquí, pero la comida es tan deliciosa y se presenta de una manera creativa que, sin duda, vale la pena cada duro que pagues. La comida es deliciosa y los chefs están abiertos a solicitudes de cambios en sus comidas si llevas una dieta específica (como una dieta vegetariana o vegana). Podemos encontrar platos desde los 20 euros. Dirección: Pl. de Lesseps, S/N, 08023 Barcelona

El Jardí de l’Àpat:  ¿Buscas un restaurante catalán clásico? No te equivocarás si eliges El Jardí de l’Àpat. Aquí podrás degustar un buen número de platos tradicionales, desde xatonada (ensalada de bacalao con salsa especial) hasta bunyols de bacallà (deliciosas albóndigas de bacalao fritas), calamares fritos, botifarra (salchicha catalana) y alcachofas típicas. Puedes encontrar platos fuertes desde los 20 euros. Dirección: Calle Albert Llanas, 2 – Torre (Plaça Sanllehy), Barcelona.

¿Dónde aparcar en Barcelona?

Antes que nada, debemos de mencionar que en Barcelona, además de aparcamientos gratuitos, encontraremos tanto zonas azules como verdes.

En el caso de la zona azul, el precio es estándar para todos, y se cuenta con límite de horario y límite de tiempo. Y abierto de 9 a 14 y de 16 a 20 hrs.

Mientras que la zona verde está diseñada para residentes de la ciudad, los cuales pagan menos y no cuenta con límite de horas.

En cuanto al aparcamiento gratuito, tenemos:

Zona Universitaria: Se localiza en la periferia de la ciudad, en el inicio de la Avenida Diagonal. Si bien se localiza un tanto lejos de la zona centro, la verdad es que cuenta con bastante plazas de parking gratuitas disponibles a lo largo de todo el día. Si bien, no debemos olvidarlo que al estar cerca de la universidad, muchos estudiantes y profesores suelen aprovecharla como sitio común de aparcamiento.

Poble Sec:  El Poble Sec es otra zona periférica localizada en la ciudad, lejos de la muchedumbre y donde podremos dejar nuestro auto de forma gratuita. Si bien, cuenta con menos espacios de aparcamiento que la zona cercana a la universidad.

Barrio de Pedralbes:  Pedralbes es una zona segura localizada en la parte alta de la ciudad, es un aparcamiento gratuito, pero con la desventaja de que no hay una estación de metro cercana que facilite el desplazamiento.

Qué ver cerca de Barcelona